11 febrero 2006

RISO PILAF AL GORGONZOLA


ARROZ "PILAF" CON SALSA AL QUESO "GORGONZOLA"

El arroz "pilaf" es una forma muy sabrosa de cocer el arroz en el horno. Esta dosis es tan extacta que os sorprenderéis de lo bien que queda, sin necesidad de vigilar la cocción. Lo propongo con una salsa al gorgonzola, pero la receta de base se puede combinar con una infinidad de ingredientes, como marisco, verduras, setas...
RECETA DE BASE:
Para 4 personas:
  • 400 gr de arroz para ensalada de arroz, tipo "parboiled"
  • 1/4 de cebolla
  • 1 diente de ajo
  • 50 gr de mantequilla
  • 8 dl de caldo de verdura

Picar muy finemente el ajo y la cebolla.

En una pirófila que vaya luego al horno y que tenga tapadera, fundir la mantequilla y añadir la cebolla y el ajo.

Añadir el arroz y mezclar bien para que coja la salsa.

Cubrirlo con el caldo caliente y tapar la pirófila. Meterlo en el horno caliente a 180º y cocerlo 18 minutos sin tocarlo nunca.

Quitar el arroz del horno, levantar la tapadera con sumo cuidado porque abrasa, y separar los granos de arroz con un tenedor.

Es posible que, dependiendo del tipo de arroz, éste absorba más o menos líquido; probad la receta con un tipo de arroz del que conozcáis bien los tiempos de cocción.


PARA LA SALSA DE "GORGONZOLA":

  • 250 gr de gorgonzola suave
  • 20 gr de mantequilla
  • 1/4 de nata de cocina espesa
  • 3 cucharadas de parmesano rallado
  • sal

Cortar el queso y la mantequilla en trozos pequeños y fundirlos a fuego lento. Añadir la nata y el parmesano, controlar el punto de sal y regar con esta salsa el arroz.

3 comentarios:

Graziella dijo...

Ecco dove è finito il coperchio della mia pirofila da forno! Per quello non la trovo più, ce l'hai tu!
E' davvero identica! Made in italy?

cannella dijo...

Sono due pirofile identiche delle quali, all'occorrenza, una diventa un coperchio. Dubiti forse ceh sia made in Italy? Made in Mercatone di Monselice, per l'esattezza!!!Non mi smentisco mai! Ma come hai fatto a perdere il coperchio? Pesa una tonnellata!

Graziella dijo...

Cara tu non mi conosci ancora! Non è che le perdo è che le metto via talmente bene che poi non mi ricordo dove!